Archivo de la etiqueta: cáncer

Cáncer oral, causas, síntomas y tratamientos

Un divulgativo artículo de la Clínica Ferrus Bratos

Cáncer oral - Clínica Ferrus Bratos

El cáncer oral es sin duda una de las enfermedades bucales más peligrosas. Por esta razón es importante que acudas a tu dentista para realizar una revisión y ponerle remedio cuanto antes.

Algunas de las causas que producen el cáncer oral son:

  • Fumar puede ser de las costumbres más nocivas para tu salud oral y uno de los principales causantes del cáncer. Lo mismo sucede con el consumo excesivo de alcohol.
  • Higiene dental deficiente (las personas con una mala limpieza dental, tienen mayor riesgo de sufrir esta enfermedad).
  • Mal estado de las prótesis dentales.
  • No curar a tiempo otras infecciones bucales, como por ejemplo las aftas bucales.
  • No alimentarse bien también puede llevar a que se desarrolle este tipo de cáncer.
  • Ser infectado del virus del papiloma humano (VPH)
  • Algunos de estas causas pueden ser evitadas por el propio paciente.

Entre las zonas de la boca en las que puede aparecer el cáncer están:

  • La lengua (es una de las zonas más comunes)
  • El labio
  • La cara interna de las mejillas
  • El paladar
  • La encía en la que se encuentra el diente
  • Garganta

Así pues, cuidado si detectáis alguno de estos síntomas:

  • Manchas blancas en la boca (es importante acudir al dentista enseguida y no alarmarse, ya que puede tratarse de candidiasis bucal).
  • Una llaga en la boca que no se cura y que puede sangrar de forma contínua.
  • Caída de dientes.
  • Un bulto en el cuello (cuando se vea afectada la garganta).
  • Dolor de oído.
  • En estados muy avanzados de la enfermedad, el paciente podría tener dificultad para masticar, tragar o incluso hablar.

Tecnologia de plasma para eliminar celulas cancerosas

Un artículo de Dentista en tu ciudad

Plasma contra el cáncer oral - Dentista en tu ciudadUna nueva tecnología innovadora se ha desarrollada para ayudar a curar algunas formas de cáncer, entre ellas el cáncer oral y se basa puntualmente en plasma, la investigación fue llevada a cabo por científicos de la Universidad de Notre Dame.

La aplicación de plasma en medicina representa una nueva área de atención, que se basa en la utilización de chorros de plasma a presión atmosférica sobre los tejidos biológicos para ayudar a los tratamientos médicos. El equipo de investigación llevó a cabo un amplio estudio que exploró diversos tipos de daño en el ADN celular, causado por la exposición al plasma a presión atmosférica.

Con base en la información obtenida mediante el estudio, se pudo concebir que las nuevas técnicas podrían utilizarse para logra avances sobre la terapia del cáncer, además de la atención dental, higiene hospitalaria, enfermedades dérmicas, problemas antifúngicos, heridas crónicas y otros problemas.

Los investigadores analizaron los daños en el ADN con que se denomina Presión atmosférica Plasma Jet y el equipo de investigación lo hizo mediante un método llamado electroforesis en gel de agarosa. Luego los investigadores exploraron todos los aspectos del daño de ADN por especies de plasma en las condiciones de la fuente de plasma de helio con diversos parámetros de pulsos electrónicos.

También observaron el impacto del agua en el daño del ADN y se compararon el papel de los radicales reactivos en el ADN en un medio acuoso con aquellos que se encontraban en un ambiente seco.

Más tarde, se estudiaron las aplicaciones de plasma desarrollada a partir de mezclas de helio con una amplia gama de relaciones moleculares de otros gases bajo varias condiciones de la fuente original. Más gases producen un mayor nivel de especies de radicales y en teoría descubrieron que esto es lo que se necesita para eliminar completamente las células tumorales, con todo el beneficio que esto significa para luchar contra esta terrible enfermedad.

La mayoría de casos de cáncer oral se diagnostican en estadios avanzados

La Sociedad Americana de Cáncer recomienda a partir de los 40 años visitar al dentista una vez al año para ver si tenemos alguna lesión sospechosa en la boca. Pero lo cierto es que el paciente sólo acude al especialista cuando nota alguna cosa que no es la habitual, es decir, cuando le duele algo u observa una úlcera que persiste en el tiempo.

Estamos en un momento en el que, de repente, todo el mundo está concienciado de los problemas de hipertensión o de diabetes, de la importancia de la exploración de la mama, de acudir al ginecólogo una vez al año… y, sin embargo, no se tiene esa concienciación de la importancia de acudir una vez al año al dentista. Hay que tener en cuenta la gran diferencia en el número de casos con respecto a otros tipos de cáncer. Desde el punto de vista de las autoridades sanitarias, no es un problema de salud pública, como el cáncer de mama que, por su incidencia, sí parece justificar una fuerte inversión en campañas de concienciación.

La mayoría de las veces el paciente va al dentista o al médico de familia, y cuando sospechan que puede tratarse de un carcinoma en la cavidad oral, lo refieren al cirujano oral y maxilofacial. Ya en este momento se le da al paciente una preferencia y una urgencia absoluta, y ese mismo día de consulta se le realiza una biopsia. Los resultados se tienen a la semana y en el plazo de un mes ya se está interviniendo. Ese paciente pasa por un comité de tumores en el que participan cirujanos, oncólogos y radioterapeutas, y se planifica la pauta del tratamiento a seguir. Una vez que se tiene el diagnóstico anatomopatológico, tanto en el caso de que se trate de un tumor local, como en el caso de que se realice un vaciamiento ganglionar, se establece el tratamiento definitivo. Habitualmente estos tumores, salvo en un estadio inicial, se van a tratar con una combinación de cirugía y radioterapia, aunque también se puede hacer un tratamiento de quimioterapia. Los comités de tumores, con representación de las diversas especialidades, están para tratar a los pacientes no de una manera individual sino multidisciplinar y protocolizada, tomando decisiones en conjunto.

Este recorrido seguido por el paciente hasta que llega al cirujano oral y maxilofacial es tortuoso, y este es el problema más importante que se debe abordar, porque una vez que ha llegado al hospital, la cosa está controlada; el asunto es hasta que llega y cómo llega.