¿Cuál es el origen del ratoncito Pérez?

http://blog.vitaldent.com/origen-ratoncito-perez/

El Ratoncito Pérez es un personaje que posiblemente te recuerde a tu niñez. Se trata de un personaje infantil que deja monedas y regalos a los niños cada vez que se les cae un diente de leche. Lo más curioso de este personaje es que existe en muchas otras culturas y aunque en cada una tiene sus peculiaridades,

mantiene ese espíritu mágico que sigue ilusionando a los pequeños de la casa. En Latinoamérica se
le llama el “Ratón de los dientes”, en Francia se le denomina “Ratoncito” y en Italia “T opolino” o “T opino” que significa Ratoncito. Por otra parte, en el mundo anglosajón la encargada de recoger los dientes de leche es la Hada de los dientes (Tooth Fairy).

El ratoncito Pérez, un cuento para reyes

En España nace producto de la imaginación del escritor, periodista y jesuita español, Luis Coloma. Allá por el año 1894, la Casa Real le pidió al escritor que creara un cuento para el rey Alfonso XIII, que en aquel momento tenía 8 años y se le había caído un diente recientemente. El escritor creó la historia de un ratón que vivía con su familia dentro de una gran caja de galletas, en el almacén de la entonces famosa confitería Prats, en el número 8 de la calle del Arenal, en pleno corazón de Madrid. El pequeño roedor se escapaba frecuentemente de su casa y, a través de las cañerías de la ciudad y despistando a los gatos de la ciudad, llegaba a las habitaciones del pequeño rey Buby (Alfonso XIII) y las de otros niños pobres que habían perdido algún diente. Gracias a estos cuentos, el monarca descubrió que había niños que vivían en condiciones muy precarias y que pasaban necesidades.

Un personaje de cuento con calle propia

En 2003, el Ayuntamiento de Madrid decidió rendir homenaje a este ratoncito colocando una placa conmemorativa en la calle del Arenal, el mismo lugar donde el padre Coloma ubicó la vivienda del ratoncito. La placa conmemorativa explica que: ”Aquí vivía en una caja de galletas en la confitería Prast Ratón Pérez, según el cuento que el padre Coloma escribió para el Rey niño Alfonso XIII”. De esta manera, el Ratoncito Pérez se convirtió en el único personaje de ficción al que se le ha realizado tal homenaje: una calle en la ciudad de Madrid.

Para los dentistas, el Ratoncito Pérez ha sido de gran ayuda a la hora de comunicarse con los niños, y más si se debe extraer algún diente de leche. A pesar de ese momento de incomodidad, el niño se emociona y espera con entusiasmo la noche para dejar su diente debajo de la almohada y recibir su regalo. Si eres Papá o Mamá, no dejes de ilusionar a tu hijo con la visita del Ratoncito Pérez cada vez que un diente de leche esté a punto de caerse.

Captura de pantalla 2015-05-08 a la(s) 17.38.00

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *